Curry verde de arroz integral

Hace un par de semanas tuve que hacer un viaje a Buenos Aires por tres días. Una locura total. Sumado a un problema de muela que tuve que resolver de urgencia (gracias Ari!) y a que mi vuelo de regreso tuvo más complicaciones que facilidades, llegué con el cuerpo -y el alma, que siempre tarda más en aterrizar- hecho polvo, necesitando reparo.

Esta receta, del blog de Heidi, fue un auto-regalo con el que pude empezar a volver a poner los pies en la tierra. Disfruté cada paso del proceso: comprando los ingredientes en el Berkeley Bowl (llegué demasiado tarde para ir al farmer's market del domingo), cocinando en mi cocina y comiendo durante un par de días seguidos el resultado. Es una receta contundente y satisfactoria gracias a la leche de coco, pero no empalaga, dado el sabor fresco de las hierbas en abundancia.

El cilantro es una hierba controversial; conozco unos cuántos que no lo pueden ni ver. A mí me encanta y no tuve problema en usarlo en profusión aquí, tanto en la cocción como en crudo al final como guarnición. Era la primera vez que usaba sorrel o acedera, una hierba con ligero sabor cítrico. Puedes sustituir por hojas de espinaca baby y un chorrito de zumo de limón. Importante el contrapunto del jugo de lima o limón al final. Incluso podrías añadir un poco de su ralladura.   

Curry verde de arroz integral
Basado en 101 Cookbooks
Ingredientes:
2 tazas arroz integral redondo
1 cucharita semillas de cilantro molidas
1 lata de leche de coco
1 taza cilantro fresco (y más para la guarnición)
2 cucharadas aceite de oliva extra virgen
3 dientes de ajo, machacados
1 cucharada jengibre fresco picado
1 chile serrano
6 tazas agua
2 cucharitas sal marina fina
1 taza cilantro fresco
1 taza acedera (o espinaca baby)
1/2 calabaza, pelada y cortada en trozos finos
Para servir: cilantro fresco picado, rodajas de limón, aceite de oliva


Calentar el aceite a fuego medio en una cacerola de fondo grueso. Añadir el ajo, semillas de cilantro y arroz previamente enjuagado. Tostar mezclando constantemente unos 5 minutos o hasta que los granos de arroz estén tostaditos y perfumados. Añadir el agua poco a poco y 2 cucharitas de sal. Llevar a ebullición y bajar el fuego. Dejar cocer, mezclando de vez en cuando, unos 25 minutos. Mientras, mezclar la leche de coco, el jengibre, chile serrano, cilantro, acedera o espinaca y limón, la calabaza cortada y pelada y 2 cucharitas de sal restantes. Procesar con la minipimer o procesadora. Añadir esta mezcla al arroz y cocer unos 15 minutos más, o hasta que la calabaza y el arroz estén tiernos. Servir en boles individuales con un poco de cilantro picado, una rodajita de lima o limón, y un chorrito de aceite por encima. 

IMG_2400.JPG